Juanfran: «Neymar dentro del campo es insoportable»

Juanfran Torres ha pasado por ‘El Larguero’ para analizar el camiseta Barcelona tai-Atlético, sus duelos en el pasado con Neymar y la actualidad rojiblanca.

Rivales: «¿El qué más me tocó las narices? Neymar. Fuera de campo me han dicho que es buen chaval, pero dentro del campo, insoportable. Él era de provocarte con y sin balón. Pero yo tampoco era un santo».

Dani Alves: «Nos peleábamos mucho y luego nos queríamos como hermanos. Tiene dos años más que yo y está a muy buen nivel».

Griezmann: «Nosotros queremos a Griezmann. Nos hubiese gustado que fuese nuestro estandarte, pero no fue así. Ahora prefiero que le vayan mejor las cosas a Luis Suárez».

Volver al Atlético: «El Atlético lo tiene fácil conmigo. Cuando me necesiten voy a estar ahí».

Atleti: «No creo que mi función del futuro sea cerca de Simeone, pero supongo que a él le encantaría que estuviera a su lado»

Gusto: «La dirección deportiva. Ahí está el Juanfran del futuro. Pero primero la formación, hay que ir poco a poco. Como en mi carrera».

¿Colgar las botas?: «Me queda gasolina. El tema es que me ilusione gastar esa gasolina. Van saliendo proyectos y estoy formándome para estar algún día en alguna dirección deportiva».

Cambio de sistema: «Me ha sorprendido el cambio de sistema del míster, creo que nos ha venido bien. Ha dejado desubicados a los demás equipos».

Campeones de Liga: «Nosotros sentimos que aquella Liga en el Camp Nou no se nos escapaba. Habíamos hecho una liga increíble, habíamos pasado a la final de Champions… Sentíamos que íbamos a ganar».

Villarreal: «Todo el mundo sabe lo familiar que es el Villarreal. Son gente respetuosa. Si no hubiese jugado tantos años en mi Atlético, me hubiese encantado ir al Villarreal».

«Si Neymar se hubiera quedado, el Barcelona habría ganado dos o tres Champions más»

Pep Guardiola ha hablado ante los medios de comunicación antes del duelo de semifinales contra el en la Champions League, donde ha confirmado que el Manchester City no tiene ninguna baja antes de viajar a Francia.

Duelo contra el PSG: «Sabemos que vamos a sufrir en los dos partidos y ellos van a tener ocasiones. Lo único que podemos hacer es crear nuestras propias oportunidades. ¿Vamos a jugar 90 minutos preocupándonos y centrándonos en lo que ellos pueden hacer? Queremos tener el balón porque, si lo tenemos en las posiciones correctas, damos estabilidad al equipo».

Llegar a semifinales: «Es la segunda vez que el Manchester City está aquí. No somos élite en esta competición pero queremos estar aquí. Cuando los propietarios se hicieron con el club hace una década dieron pasos para mejorar en Inglaterra y luego aquí».

Sobre Neymar: «Si Neymar se hubiera quedado, el Barcelona habría ganado dos o tres Champions más. Soy un gran admirador suyo».

Títulos: «La Champions es la más bonita pero la Premier es la más importante. Cuando te haces mayor te das cuenta de lo difícil que es ganar títulos. La Carabao Cup no es el más importante, pero ahí estaba la ilusión cuando lo ganamos».

Un proyecto por definir

El Barça 2021-22 todavía no sabe dónde se dirige. Al menos en los rasgos que deben completarlo después del proceso de reconstrucción iniciado este curso por Ronald Koeman. Hay varias incógnitas de la ecuación que no están resueltas. Al contrario, están muy en el aire por diferentes circunstancias. Son días de continuas reuniones en las oficinas de Can Barça, con Laporta, Yuste, Alemany y Planes como protagonistas, porque hay que empezar a decidir por dónde van a ir los tiros.

El primer asunto a resolver es la renovación de Messi. Han sido, sin embargo, dos semanas difíciles para avanzar porque el argentino, por respeto también al equipo, quiere darle máxima prioridad al tema deportivo. Y tocaba mirar al Clásico y ahora, a la final de Copa del próximo sábado ante el Athletic. La luz verde o roja de Messi a su continuidad también es básica para saber sobre qué márgenes económicos se moverá el equipo la próxima temporada. Este martes se pudo ver al presidente del Barça, Joan Laporta, abrazado a Messi en el acto de la foto oficial. La mejor señal de la buena sintonía que hay entre el presidente y el crack argentino, pero ninguna garantía de lo que ocurrirá.

Tampoco está muy claro cuál será el fichaje franquicia de la próxima temporada. Joan Laporta se ha reunido con Mino Raiola por Haaland; y con Pini Zahavi por Neymar y Alaba. Es el mejor símbolo de que el proyecto aún no tiene una dirección clara. Haaland es un nueve, Neymar un futbolista para movese entre líneas o directamente en el extremo. Si la apuesta es el noruego, será difícil colocar jugadores en la operación. Si la elección es el brasileño, Griezmann y Dembélé, especialmente este último, podrían estar en la partida.

Hay un escenario incluso más peliagudo para el Barça. Que no tenga dinero para afrontar ningún fichaje de campanillas y el proyecto sea renovación de Messi más fichajes low cost. Es el que tenía, por ejemplo, Víctor Font. Eso incluiría a jugadores como Èric García, Wijnaldum, Agüero y Depay. Por regresar al inicio, a la coctelera hay que añadirle que Messi prioriza el proyecto deportivo para seguir. Cómo componer ese rompecabezas es asunto de Laporta, Alemany y los suyos. Es el momento de tomar una dirección.